Conectarse

Recuperar mi contraseña

Últimos temas
» Uso Didáctico de las Tecnologías de la Información y Comunicación en procesos de Aprendizaje
Sáb 14 Ene 2012 - 0:01 por ANTOAGUAYO

» "Soy el último de los míos", Félicie Dubois
Jue 12 Ene 2012 - 10:01 por Isabel

» Arte y técnica del palíndromo
Sáb 7 Ene 2012 - 10:50 por Isabel

» El territorio de las humanidades
Sáb 7 Ene 2012 - 10:46 por Isabel

» Evolución: lengua y cultura
Sáb 7 Ene 2012 - 10:40 por Isabel

» Al pan, pan y al vino, vino
Sáb 7 Ene 2012 - 10:35 por Isabel

» Necesito ayuda.
Dom 1 Ene 2012 - 10:46 por Diani

» ¡Dejemos de encerrar a los mayas en sus pirámides!
Vie 23 Dic 2011 - 11:09 por Isabel

» Engendro anglo lingüístico
Miér 21 Dic 2011 - 10:43 por Isabel

» MyObserver, una solución basada en tecnología lingüística que convierte el ruido de Internet en oportunidades de negocio
Miér 21 Dic 2011 - 10:40 por Isabel

» El gíglico o el arte de sugerir
Mar 20 Dic 2011 - 11:21 por Isabel

» Cortázar y la Vía Láctea
Mar 20 Dic 2011 - 10:36 por Isabel

» Desmárcate: Aprende un idioma inventado
Mar 20 Dic 2011 - 10:24 por Isabel

» "Los amorosos", Jaime Sabines
Dom 18 Dic 2011 - 10:24 por Isabel

» José Agustín: del lenguaje soez al premio de Lingüística y Literatura
Dom 18 Dic 2011 - 10:19 por Isabel

» Nosotros los proles
Dom 18 Dic 2011 - 10:15 por Isabel

» «Mi padre me habló toda la vida en esperanto»
Dom 18 Dic 2011 - 10:08 por Isabel

» Las explicaciones tras nuestra compleja "torre de Babel"
Dom 18 Dic 2011 - 10:03 por Isabel

» Sobre traducción...
Dom 18 Dic 2011 - 9:57 por Isabel

» La RAE completa con un tomo de fonética la 'Nueva gramática de la lengua española'
Dom 18 Dic 2011 - 9:53 por Isabel

Buscar
 
 

Resultados por:
 


Rechercher Búsqueda avanzada

Sondeo
Navegación
 Portal
 Índice
 Miembros
 Perfil
 FAQ
 Buscar
Flujo RSS


Yahoo! 
MSN 
AOL 
Netvibes 
Bloglines 



Academia Mexicana de la Lengua: Hay que reconocer el lenguaje popular

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Academia Mexicana de la Lengua: Hay que reconocer el lenguaje popular

Mensaje  Isabel el Lun 15 Ago 2011 - 18:58

El escritor Élmer Mendoza, quien ingresó este fin de semana como académico correspondiente en Culiacán, promoverá el habla de su natal Sinaloa.

Por Sonia Ávila

CIUDAD DE MÉXICO, 15 de agosto.- Cada vez que Élmer Mendoza usa la frase “hay que quemarle las patas a Judas” está obligado a interrumpir la plática para explicar el origen y significado de la expresión. “Me gusta mucho, pero tengo que decir qué significa y contar la tradición de quién fue Judas; es decir, explicar el universo cultural, el folclor e identidad nacional”, confesó el escritor.

Algo similar sucede cuando se refiere a un amigo como “carnal” y aunque ha tratado de que sus más cercanos aprendan el vocablo, reconoció que pocos entienden su sentido.

“El lenguaje popular del mexicano es muy poderoso, muy fuerte, y una cosa es utilizarlo llanamente y otra explicarlo pero hay que ayudar a que el lenguaje de los, mexicanos sea explicable para todos”, afirmó en entrevista.

Ésta será su misión dentro de la Academia Mexicana de la Lengua, como académico correspondiente en Culiacán, Sinaloa, cargo que le otorgó el organismo por su acierto al retomar en sus novelas la voz de los mexicanos, en particular los del norte del país.

Al declararse sorprendido del nombramiento, el autor de Balas de plata, Premio Tusquets de Novela 2007, dijo que aprovechará el espacio para dar mayor reconocimiento y uso a la lengua popular, la que se usa en las calles y define mucho el México de hoy.

Bichi, chola, órale, carnal, piporro y expresiones como “hay que quemarle las patas a Judas” serán algunas de las que el también dramaturgo y cuentista tratará de integrar al Diccionario de mexicanismos, al considerarlos vocablos vigentes que proyectan la cultura del país y, en particular, de su natal Sinaloa.

“Creo que podremos ayudar a explicar lo que tiene que ver con el lenguaje sinaloense que ocupamos, como la palabra bichi, que significa desnudo, y podrá utilizarse en todo el país, y muchas otras expresiones indígenas; qué bueno que podamos decirle a hablantes de otras regiones y países cuál es el origen de nuestras palabras”, recalcó.

Para el creador del llamado género “narcoliteratura” entender el origen y sentido de los mexicanismos implica una mayor comprensión entre los mismos hablantes y un reconocimiento a las culturas prehispánicas que, a pesar de la conquista española, permearon con sus dialectos en el español actual; como sucedió en Sinaloa habitada por las tribus los Cahitas, Tahues y Totorales.

“Son parte de nuestra identidad, entonces se trata de un reconocimiento de que los idiomas, aunque se desarrollan en zonas culturales diferentes, tienen la misma base; y el caso de que los mexicanos tengamos una identidad que gire alrededor de ciertas expresiones, creo que es valioso y meritorio de explicarlo al mundo”, comentó.

Convencido de que muchas de las definiciones deben precisarse, Mendoza resaltó los casos en que existen más de una palabra para referirse a un objeto o situación: “Recuerdo que en una de las presentaciones de un diccionario comentaron que había como 200 vocablos para nombrar el órgano sexual masculino o femenino, no estoy seguro, pero es parte de la identidad múltiple”, dijo.

El catedrático de la Universidad Autónoma de Sinaloa explicó que no todos los mexicanismos perduran en el uso cotidiano para “ganarse” un lugar en el diccionario, pues detalló que el lenguaje es móvil y algunas palabras sólo son parte de un momento; como en la cultura del narcotráfico.

“Hay especificaciones dentro de las palabras que utilizan las bandas del narco que no merecen un reconocimiento porque tienen que pasar muchas pruebas de oralidad para que sean tomadas en cuenta y tengan una explicación, y todavía hay palabras que no han superado las pruebas y se pierden”, dijo.

En cambio, aseguró que el lenguaje relacionado con la tecnología ha adquirido fuerza porque su inserción en la vida cotidiana es mayor; y no duda que pronto más vocablos sobre computadoras y dispositivos móviles se integren en los diccionarios oficiales.

Al reconocer que el lenguaje de su literatura se desenvuelve en un “territorio denostado”, Mendoza garantizó que se comportará al nivel de “seriedad” dentro de la Academia, con la única pretensión de ayudar a la lengua mexicana.

http://excelsior.com.mx/index.php?m=nota&id_nota=760991

_________________
¿Por qué esta curva del porqué y no el signo de una recta sin fin y un punto encima?  
[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen] 
Roberto Juarroz
avatar
Isabel


Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba


 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.